Clínica veterinaria exclusiva para gatos

Centro Veterinario Exclusivo para Gatos

A diferencia de las clínicas genéricas, una clínica veterinaria especializada en gatos se centra exclusivamente en la atención a la especie felina, lo que les permite brindar numerosas ventajas especializadas.

Ventajas de una clínica especializada en gatos

Personal Altamente Capacitado

En primer lugar, las clínicas veterinarias especializadas en gatos cuentan con personal altamente capacitado y experimentado en el cuidado felino. Los veterinarios y técnicos especializados comprenden las necesidades únicas de los gatos, desde su comportamiento hasta su fisiología, lo que les permite realizar diagnósticos precisos y proporcionar tratamientos específicos para esta especie. Además de contar con  instalaciones diseñadas especialmente para los gatos, creando un ambiente tranquilo y libre de estrés donde los felinos se sienten más cómodos.

Servicios y equipos especializados

En segundo lugar, estas clínicas suelen ofrecer servicios y equipos especializados para gatos, como pruebas diagnósticas específicas, medicamentos adaptados a sus necesidades y programas de prevención y cuidado integral. Esto significa que los cuidadores de gatos pueden beneficiarse de un enfoque de atención personalizada y específica para su compañero, asegurando así una mejor calidad de vida y una atención veterinaria óptima.

Una clínica especializada en gatos

Mimomigato clínica felina en Vigo

El centro Mimomigato fue diseñado para reducir el estrés de los gatos que vienen a consulta, para mejorar su cuidado y facilitar las visitas tanto para los pacientes como para sus propietarios. En palabras de  Antía Pérez, veterinaria jefa y fundadora de la clínica Mimomigato, «comprendemos sus necesidades y comportamientos únicos», una premisa fundamental en la atención de estos animales.

Contar con un veterinario exclusivo para gatos, elimina factores de estrés comunes como los olores de otros animales, especialmente perros. Esta exclusividad ayuda a mantener la calma y reducir la ansiedad de los pacientes felinos, permitiendo un ambiente más relajado y adecuado para su bienestar.

En 2018, Antía Pérez, realizó una entrevista para la revista Im Veterinaria en la que compartió su visión sobre el cuidado felino y su experiencia en su anterior lugar de trabajo  En aquel entonces, era la única «Cat Friendly Clinic» , un centro “amable” con los gatos, certificada por la International Society of Feline Medicine (ISFM) en la región, una filosofía y aprendizaje que ha trasladado a Mimomigato.

Dedicar un centro a la atención exclusiva de la especie felina es necesario "al existir muchos propietarios de gatos que no acuden a la clínica porque supone un estrés para ambos" afirma Antía Pérez.

Una vez en consulta

El tiempo dedicado a cada consulta depende de cada paciente, se prioriza su aclimatación y tranquilidad. Se evita forzar al gato a salir del transportín. Algo que suele ir muy bien es el uso de toallas y mantas para tapar el trasportín en la sala de espera y posteriormente para envolver al gato y examinarlo con calma.

Es importante tener la capacidad de interrumpir el examen clínico si el gato se estresa, recomendando reprogramar la cita si es necesario. Los gatos responden mejor a una manipulación suave, en Mimomigato la priorizamos y evitamos el uso de jaulas de contención o guantes reforzados. En casos extremos, ya sea porque el gato no colabora o porque se prevé que la intervención lo necesitará, se recurre a la contención química recomendada por la ISFM para evitar el dolor y sufrimiento del paciente.

Hospitalización para gatos

La zona de hospitalización en Mimomigato está diseñada para la comodidad de los pacientes. Los habitáculos son amplios, con comederos y bebederos, dispuestos de tal manera que los gatos no puedan verse entre sí. Además, los materiales utilizados son fáciles de limpiar y desinfectar, asegurando un entorno higiénico y seguro.

Más información

Clínica felina

En resumen,

Al elegir una clínica veterinaria exclusiva para gatos, como Mimomigato, en lugar de una clínica genérica, los propietarios pueden confiar en la experiencia y conocimientos especializados del personal, así como en los servicios y tratamientos adaptados a las necesidades felinas. Brindar esta atención especializada contribuye a mantener a nuestros amigos felinos saludables y felices a lo largo de sus vidas.